Alerta en América Latina por actividad sísmica en el cinturón de fuego

Alerta en América Latina por actividad sísmica en el cinturón de fuego

27 Diciembre, 2018 Off By Andyvell Roman

El cinturón de fuego da la vuelta al mundo y comprende a la gran mayoría de los países Latinoamericanos como: Chile, Argentina, Bolivia, Perú, Ecuador, Colombia, Panamá, Costa Rica, Nicaragua, El Salvador, Honduras, Guatemala, México, Estados Unidos, Canadá.

En el norte del continente americano el cinturón de fuego toma un giro y continua a la altura de las islas Aleutianas, bajando por las costas e islas de Rusia, Japón, Taiwán, Filipinas, Indonesia, Malasia, Timor Oriental, Brunei, Singapur, Papúa Nueva Guinea, Islas Salomón, Tonga, Samoa, Tuvalu y Nueva Zelanda; cubriendo así un total de 40 mil kilómetros.

El Cinturón de Fuego tiene alrededor de 452 volcanes y concentra alrededor del 75 por ciento de los volcanes activos e inactivos del mundo.

Como dato curioso y a su vez motivo de prevención, la mayoría de los terremotos se producen en esta zona y el 80 por ciento de los terremotos más grandes del mundo se producen a lo largo del Cinturón de Fuego del Pacífico.

En México hace un año se registró uno de los sismo de mayor magnitud en el país, y los 3 sismos llegan justo en un día antes de este aniversario, y la duda de si hay porqué preocuparnos asalta a más de una persona

La tierra está en constante movimiento y en México no es la excepción a la regla, en lo que va del 2018 se ha registrado 21 mil 912 movimientos telúricos.

Si bien es cierto que los movimientos sísmicos no se pueden prevenir, existen factores que hacen a algunas zonas más propensas a sismos como lo son las placas tectónicas y su desplazamiento. México encuentra ubicado en el contexto de cinco placas tectónicas: Caribe, Pacífico, Norteamérica, Rivera y Coco.

México es un país altamente sísmico, se presentan sismos pequeños todos los días, y al menos registramos uno de magnitud moderada al año. Así que es importante estar preparado.

Respecto a cómo prepararnos el Servicio Sismológico Nacional sugiere: “la preparación personal con planes familiares, hasta la vigilancia de que se sigan los códigos de construcción y se observen los lineamientos de ordenamiento urbano. Esto garantizará que en caso de que se presente un sismo encontrará una sociedad preparada”.